Cuando a Matías le entraron ganas de hacer pis en la noche de Reyes (portada)

Título: Cuando a Matías le entraron ganas de hacer pis en la noche de Reyes
Publicación:
Autor:
Editorial: Kalandraka
Formato: Tapa dura, 36 páginas
ISBN: 978-8484646112

Ver en Amazon.es

Cuando a Matías le entraron ganas de hacer pis en la noche de Reyes, de Chema Heras y Kiko Dasilva

Cuando a Matías le entraron ganas de hacer pis en la noche de Reyes es todo un clásico de la literatura infantil de Navidad, un éxito de Kalandraka que nos muestra de manera divertida un contratiempo que a muchísimos niños les ha ocurrido alguna vez: ¿qué hacer si durante la noche de Navidad o la de Reyes te entran ganas de hacer pis y no tienes más remedio que levantarte de la cama?

Matías ha escrito su carta a los Reyes Magos pidiendo un tren con una locomotora y tres vagones: el primero rojo, el segundo azul y el último amarillo.

Cuando a Matias le entraron (interior)

Esa noche se acuesta pronto, después de que sus padres les recuerden que si está despierto los Reyes no le traerán regalos. A pesar de los nervios, se duerme enseguida, pensando en su tren y en la canción que se ha inventado para jugar con él.

Pero en mitad de la noche, Matías se despertó con muchas ganas de hacer pis y escuchó una voz que venía del fondo del pasillo: ¿Dónde le dejamos el tren, aquí o debajo de su cama?

Cuando a Matias le entraron (interior_2)

El pobre Matías no tiene más remedio que levantarse si no quiere acabar mojando la cama. Aunque camina silenciosamente, el pis hace mucho mucho ruido.

Pero más ruido hizo la voz que sonó detrás de él: ¿Y tu, qué haces aquí?

Es que tenía muchas ganas de hacer pis – tartamudeó Matías sin atreverse a volver la cabeza.

Cuando a Matias le entraron (interior_3)

Matías, muy preocupado, con los ojos llenos de lágrimas, se mete en la cama y se duerme de nuevo, esta vez pensando en que los Reyes le habrán dejado únicamente carbón por haberse levantado.

Con las primeras luces de la mañana, Matías salta de la cama y descubre los vasos de leche vacíos, también los cubos de agua para los camellos están vacíos… Pero su tren no está.

Entonces recuerda que la voz preguntaba en voz alta si le dejaban el tren ahí o debajo de la cama. Y efectivamente, ahí encuentra su tren, aunque el último vagón es amarillo, sí, pero no es un vagón sino un orinal redondo y muy hondo.

Cuando a Matias le entraron (interior_6)

Cuando a Matías le entraron ganas de hacer pis en la noche de Reyes es un cuento cuya lectura en casa originó una interesante conversación con los niños. Coincidimos en que no nos gusta que Matías tenga miedo de llamar a sus padres para hacer pis, aunque sea la noche de Reyes, y nos apena que esté tan asustado que ni siquiera se atreva a mirar a la voz que le descubre in fraganti. También nos parece muy triste, y completamente innecesario, que se acueste con lágrimas en los ojos y pensando que no va a tener su regalo, simplemente por haber atendido una necesidad tan absolutamente natural como es hacer pis.

Dejando estas reflexiones a parte, los niños vivieron la primera lectura con entusiasmo y tensión y les encantó el divertido final en el que el último de los vagones es un hondo orinal para este niño que tiene tanta necesidad de levantarse incluso de noche.

Lo cierto es que Matías se toma estupendamente este inesperado tuneo de su regalo de Reyes y esta lectura sirve para quitar un poco de hierro a un asunto que para un niño es muy serio: ¿recibirá o no regalos la noche de Reyes? Nos gusta quedarnos con la idea de que, pase lo que pase, siempre tendrán su regalo. Ningún niño se merece tener carbón en Navidad.

Podéis encontrar Cuando a Matías le entraron ganas de hacer pis en la noche de Reyes, de Chema Heras y Kiko Dasilva en Amazon.es:

Ver en Amazon.es

[et_bloom_inline optin_id=optin_3]