El Pequeño Dragón Coco da la vuelta al mundo (portada)

Título: El Pequeño Dragón Coco da la vuelta al mundo
Publicación:
Autor:
Editorial: La Galera
Formato: Tapa dura, 72 páginas
ISBN: 978-8424653361

Ver en Amazon.es

El Pequeño Dragón Coco da la vuelta al mundo, de Ingo Siegner

El Pequeño Dragón Coco da la vuelta al mundo, de Ingo Siegner es toda una aventura llena de misterios y peligros en la que el simpático Coco se embarcará para rescatar a su amigo Óscar, que ha sido secuestrado por el malvado Paparrucha.

Todo comienza cuando Coco se da cuenta de que su amiga Matilde, la puercoespín, y su amigo Óscar, el dragón voraz, han desaparecido.

El Pequeño Dragón Coco da la vuelta al mundo (interior)

Junto con su amiga Lulú recorre la Bahía del Pirata, por si estuvieran por allí.

No dan con sus compañeros pero sí con una botella y dentro de ella ¡una carta de Matilde!

El Pequeño Dragón Coco da la vuelta al mundo (interior_1)

Una de las cosas más geniales de este libro es, precisamente, las cartas que nos vamos encontrando. Son cartas que parecen totalmente reales. Como podéis ver en la siguiente imagen, la carta es tan tan real que parece estar escrita de puño y letra por Matilde.

El Pequeño Dragón Coco da la vuelta al mundo (interior_2)

Así será como Coco se entere de que su amigo Óscar ha sido secuestrado y su amiga Matilde se ha subido al barco en el que se lo llevan para intentar rescatarle.

Sin dudarlo ni un momento, Lulú y Coco harán la maleta y emprenderá el camino volando hacia el Oeste.

No os desvelamos todas las aventuras que vivirán ya que es un libro algo largo, que bien merece la pena que lo leamos en familia.

De hecho, como es una lectura con más texto y número de páginas de las que habitualmente leemos en casa, lo que hemos hecho es dosificarlo, leyendo cada día sólo uno o dos capítulos, que tienen unas 4-5 páginas cada uno.

El libro tiene un total de 6 cartas, que son un verdadero aliciente para la lectura ya que forman parte imprescindible de la historia. Como habéis visto en la imagen anterior, son verdaderamente realistas y acompañan muy bien a la narración. Nuestro hijo Mayor ha estado entusiasmado con ellas e intentaba leer rápido el texto para llegar a la siguiente carta. Una idea fantástica para motivarles a avanzar y que, además, les hace trabajar en la comprensión de lo leído sin apenas darse cuenta.

Este ha sido nuestro primer acercamiento al Pequeño Dragón Coco, con el que sin duda repetiremos. Se trata de una colección muy extensa (¡más de quince títulos!) que abordaremos quizá dentro de un poquito, cuando nuestro hijo Mayor sea capaz de leer más páginas sin cansarse.

En cuanto a la edad recomendada, que siempre nos preguntáis, va a variar un poquito en función del nivel del lectura que tenga el niño, su motivación y la capacidad que tenga bien para dosificarse los capítulos y tener paciencia o bien para dedicarle quizá un par de horas a leerlo del tirón. En principio creemos que se puede abordar poquito a poco desde unos 6-7 años y con mayor soltura desde unos 8 años.

Podéis encontrar El Pequeño Dragón Coco da la vuelta al mundo, de Ingo Siegner en Amazon.es:

Ver en Amazon.es

Suscríbete

Apúntate a nuestra lista de correo y recibe cómodamente en tu mail las novedades de Pekeleke. ¡No te pierdas ni una reseña!

Te has inscrito correctamente